La entrada de hoy me la sugirió Bernardo, un coleccionista amigo mío con el que ya he hecho varios tratos, cuando empezaba el blog. Un día por otro la he ido postponiendo, pero en cualquier caso, dedicada queda.

Ya se ha comentado en el blog que durante los 70 y los 80 España necesitó una gran cantidad de moneda y pidió que la acuñasen en Alemania, Chile o Londres. Todas esas acuñaciones mostraban la M coronada de Madrid, indicando la marca de ceca madrileña. De esta forma, en principio no se podrían distinguir las monedas acuñadas dentro o fuera de España. No obstante, después se detectaron las famosas pesetas chilenas o la variante globo cricífero en los duros.

La entrada de hoy muestra otras monedas en las que hay una diferencia en la propia marca de la ceca, que permite distinguir las que se acuñaron en Alemania de las que se acuñaron en España. Se trata de las simpáticas monedas de 10 pesetas de 1983, 1984 y 1985. Monedas muy corrientes, como la que se muestra en la imagen inferior. Fuente.

Todas las monedas de 10 pesetas tienen la marca de ceca de Madrid, es decir, la M coronada. No obstante, hay una pequeña variación en la corona de la M que depende de si la moneda fue acuñada en Madrid o no. La cuestión está en fijarse en los picos laterales de la corona, si fue acuñada en Madrid serán redondeados, como la imagen inferior.

En cambio, si las monedas fueron acuñadas en Alemania, los picos son más pintuagudos. Semejante a como se muestra abajo. Por cierto, estas dos imágenes las publicó el usuario del foro imperio numismático kukuye en este hilo (gracias por ellas).

En el caso de las monedas de 1983 y de 1984, son muy comunes ambas variantes, pero no así las acuñadas en 1985, en la que es muy común la variante española (picos redondeados) y rara la alemana. Son monedas que no he visto nunca en una subasta pública, por lo que no quiero me atrevo a dar un precio de referencia. No obstante, adelanto que cualquier comerciante o coleccionista de variantes estará encantado de dar una propinilla si le lleváis una sin circular.

Finalmente, quisiera apuntar que estas piezas fueron las primeras monedas de 10 pesetas que emitió España para su circulación en el siglo XX. Hay que remontarse hasta 1879 para ver la anterior fecha de emisión de las monedas de 10 pesetas. Esas se acuñaron en oro y son tan bonitas como la que se muestra abajo, rematada en 2700 euros en la subasta de Aureo de 11 de marzo de 2010.

P.D.: me voy de vacaciones unos días, por lo que el blog estará “abandonado” 10 días o así.